El icono de Nuestra Señora del Signo (griego: Panagia eslavo eclesiástico: Ikona Bozhey Materi “Znamenie”; polaco: Bogurodzicy Ikona “Znak”) es el término para un determinado tipo de icono de la Madre de Dios (Virgen María).

De cara al espectador directamente, representado ya sea de cuerpo entero o mitad de cuerpo.

Con sus manos levantadas en posición orante, y con la imagen del Niño Jesús sobre su pecho.

panagia icon

Cristo está representado en un círculo, fuera y delante del vientre de Su madre. Suspendido misteriosamente parece escapar a las reglas de la gravedad de la Tierra. Puesto que es Dios, a quien todo el Universo no puede contener, sin embargo se ha confinado al vientre de la Virgen.

La alusión a las palabras del profeta Isaías no se puede omitir aquí: “Por lo tanto el Señor Dios os dará un signo, la virgen está encinta y dará a luz un hijo que llamará Emmanuel que quiere decir Dios con nosotros” (Is. 7:14)

El rostro del niño es el de un adulto, con una frente ancha que representa su plenitud de sabiduría.

Tiene un rollo que contiene las escrituras y bendice con Su mano derecha.

El gesto de las manos con su palma hacia arriba expresa la espera del don que va a recibir, y al mismo tiempo una preparación total para quedar llena del altísimo. Estas manos levantadas son la renuncia a cualquier intervención autónoma en la historia. Crean un receptáculo invisible que sólo Dios puede llenar y del que fluye como de una vasija de una fuente la verdadera agua de vida.

A veces, sus ropas son de oro o blanco, que simboliza la gloria divina, a veces son de color azul y rojo, simbolizando las dos naturalezas de Cristo.

Esta imagen es a menudo colocada en el ábside del santuario de una iglesia ortodoxa por encima de la Santa Mesa (altar).

Como en la mayoría de los iconos ortodoxos de María, las letras son abreviatura de “Madre de Dios”, se colocan generalmente en la parte superior izquierda y derecha de la cabeza de la Virgen María.

Este tipo de icono es también llamado a veces Platytera (más ancho o más amplio), poéticamente, por contener al Creador del Universo en su vientre, María se ha convertido en Platytera: “Más amplia que los cielos”.

Mother_of_God_-Znameniye

 

HISTORIA

La representación de la Virgen María con las manos alzadas en oración (“orante”) es de origen muy antiguo en el arte cristiano.

En el mausoleo de Santa Inés en Roma, hay una pintura que data del siglo IV que representa a la Madre de Dios con las manos levantadas en oración y el niño Jesús sentado sobre sus rodillas.

También hay un antiguo ícono bizantino de la Madre de Dios “Nikopea” del siglo VI, donde la Virgen María se representa sentada sobre un trono y sosteniendo en sus manos un escudo ovalado con la imagen de “Emmanuel”.

Iconos de la Virgen, conocidos como “el Signo”, aparecieron en Rusia durante los siglos XI y XII. El icono fue muy venerado en Rusia porque los cristianos ortodoxos creen que a él se debe la liberación milagrosa de Novgorod de la invasión en el año 1170.

Hay una serie de diferentes fiestas durante el año litúrgico, que conmemoran a la Virgen del Signo.

La fiesta principal es el 27 de noviembre (10 de diciembre en el nuevo calendario).

Otras fiestas conmemoran copias específicas del icono milagroso para la Iglesia Ortodoxa.

Muchos de ellos tienen títulos especiales que ayudan a distinguirlos.

Algunos de los iconos tienen más de un día de fiesta, los más significativos son “Kursk-Raíz”, “Chukhloma”, “Abalaka”, “Mirozh” “Pronta para Oír”, “Novgorod”, “Tsárskoie Selo”, “Seraphim-Ponetaevka”.

Znamenie_ikona_Novgorod

 

EL ICONO DEL SIGNO DE NOVGOROD

En el año 1170, las fuerzas combinadas de los príncipes bajo la dirección del hijo de Andrei Bogoliubov, príncipe de Suzdal, se acercó a los muros de la Gran Novgorod.

Los habitantes de Novgorod no tenían a quién recurrir en busca de ayuda, sino a Dios. Día y noche ellos oraron, pidiendo al Señor que no los abandone.

En la tercera noche, Ilya [Elías], arzobispo de Novgorod, oyó una voz hermosa que le indicaba que tomara, de la Iglesia de Nuestro Señor de la Transfiguración, en la calle Ilya, la imagen de la Santísima Madre de Dios, para preocesionarla por la ciudad.

A medida que se llevaba el icono, el enemigo soltó sobre la procesión una nube de flechas, una de las cuales golpeó el rostro de la Madre de Dios escrita en el icono. De sus ojos comenzaron a fluir lágrimas, y el icono volvió la cara hacia la ciudad.

Inmediatamente después de la aparición de esa señal divina, los atacantes fueron golpeados con un terror inexplicable, y comenzaron a caer uno tras otro. Los habitantes de Novgorod, envalentonados por Dios, sin miedo, entraron en la refriega y salieron victoriosos.

En recuerdo de la intercesión milagrosa de la Reina del Cielo, el Arzobispo Ilya inmediatamente estableció un día de fiesta en honor del Signo de la Madre de Dios, un día de fiesta que toda la Iglesia de Rusia sigue celebrando anualmente en este día.

El monje Athonita Pacomio Logothetos, quien estuvo presente en la celebración del icono de Rusia, compuso dos canones para la fiesta.

En algunos iconos de Novgorod se representan, además de la Madre de Dios y Nuestro Señor, los acontecimientos milagrosos de 1170.

El icono milagroso permaneció durante 186 años en la Iglesia de la Transfiguración de Nuestro Señor en la calle Ilya.

En el año 1356, una iglesia en honor del Signo de la Santísima Madre de Dios fue construida para el icono de Novgorod, y se convirtió en la Iglesia Catedral del Monasterio del Signo.

Muchas copias de Icono de Signo son conocidas en toda Rusia.

Muchas de ellas hicieron milagros en sus iglesias locales y se hicieron conocidos por los nombres de los lugares en que los milagros ocurrieron.

Entre estos están los íconos Dionisio-Glushitsk, Abalatsk, Kursk, Seraphim-Ponetaevsk.

PAVLOVSK icon

 

EL ICONO DEL SIGNO DE LA MADRE DE DIOS DE PAVLOVSK

En la Santa Catedral de la Transfiguración en Pavlosk, Distrito Voronezh, está el ícono de la llena de gracia del Signo de la Madre de Dios.

En 1696, el Emperador Pedro I sitió y diezmó a la ciudad de Azov. Dos iconos fueron encontrados en las ruinas.

Un icono de San Juan el Bautista, y el  Icono del “signo”de la Madre de Dios, que el zar Pedro inmediatamente instaló en la Catedral de Azov.

Cuando, en 1711, Azov fue devuelto a los turcos, Pedro I ordenó que el icono del signo se trasladase a la Catedral de la Fortaleza Oserdsky, que al mismo tiempo pasó a llamarse la ciudad de Pavlovsk.

El clero de la fortaleza de Azov también fue trasladado a la Catedral, junto con los utensilios litúrgicos.

En la década de 1820, el icono fue instalado en un gran marco dorado, suspendido sobre las Puertas Reales.

Después de los servicios, este Sagrado Icono daba a los fieles una oportunidad para venerarlo.

Hacia la conclusión de la vigilia, el sacerdote estaba de pie ante la Puerta Real para despedir la primera hora, el clero venía de los coros y, flanqueando al sacerdote cantaba, “Nadie que viene a ti será deshonrado.” En ese momento, el Santo Icono era bajado por una cuerda de la que quedaba suspendido. Cuando la parte inferior tocaba el suelo, el canto concluía con “Virgen Santísima, sálvanos!”, y primero del clero y los servidores del altar, y luego el pueblo, veneraban al icono de sagrado.

El milagroso icono del Signo se ponía en las viviendas particulares para los servicios de oración.

Cada año, el noveno viernes después de Pascua, era llevado en una Procesión de la Cruz a más de seis kilómetros de Pavlovsk.

Allí, había un servicio de oración a la Madre de Dios, y luego un Panikhida por el emperador Pedro I, quien fundó la ciudad de Pavlovsk, y donó el icono Santo a la Catedral de Pavlovsk.

Fuentes:

¿Te gustó este artículo? Entra tu email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis: