Juan Pablo II consagró el Mundo al Inmaculado Corazón de María en 1984 y luego en el año 2000.

¿Por qué Juan Pablo II no se limitó a consagrar solamente a Rusia como había pedido María?

Puede que no haya mencionado a Rusia explícitamente por razones políticas.

Pero también hay otras razones poderosas, que exponemos en este artículo, las cuales incluso hoy son más válidas que antes.

JPll-en-Fátima-1982







Los fatimistas siguen pidiendo específicamente que se consagre únicamente a Rusia al Inmaculado Corazón de María.
.
Como había pedido la Virgen María a la Hermana Lucía en Rianjo en 1929.
.
Lo ven como algo mágico.

Sin embargo la situación del mundo en 1984 y en el 2000, y ahora aún más, era muy distinta que la de 1929.

En 1984 ya había pasado la Segunda Guerra Mundial sobre la que la Virgen María había venido a advertir.

Luego de 1984, la propia hermana Lucía manifestó que el Cielo había aceptado la Consagración del Mundo que hizo Juan Pablo II en 1984

Un lustro después de tal consagración cayó el imperio soviético sin disparar un solo tiro y Rusia hoy es la única gran potencia del mundo que protege al cristianismo y está en pleno florecimiento.

Mientras tanto, los errores soviéticos habían dejado Rusia y penetrado en occidente tiñéndolo con el marxismo cultural que domina hoy a Europa y EE.UU.

Veamos lo que puede haber sucedido con Juan Pablo II, usando siempre el discernimiento para reflexionar sobre esto.

Leer también

irma_lucia_Coracao_Imaculado_de_Maria

 

¿CUÁL FUE EL PEDIDO DE LA VIRGEN A LA HERMANA LUCÍA?

Para preguntarnos ¿por qué el Papa San Juan Pablo II, el 25 de marzo de 1984 y luego en el 2000, consagra el mundo entero al Inmaculado Corazón de María y no sólo a Rusia, a pesar de que Nuestra Señora de Fátima pidió solamente la consagración de Rusia?

Debemos responder primero esta otra pregunta, ¿por qué la Virgen de Fátima pidió la consagración de Rusia a su Inmaculado Corazón por el Papa en unión con todos los obispos de la Iglesia Católica?

Nuestra Señora advirtió en Fátima que el mundo estaba amenazado con el castigo por sus pecados, por medio de la guerra, el hambre y las persecuciones a la Iglesia y al Santo Padre. 

Ella advirtió que una segunda guerra mundial comenzaría durante el pontificado del Papa Pío XI.

Y dijo:

Para prevenir esto, vendré a pedir la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón y la Comunión reparadora de los Primeros Sábados

Si se atienden mis peticiones, Rusia se convertirá y habrá paz; si no, esparcirá sus errores por el mundo, promoviendo guerras y persecuciones a la Iglesia. 

Los buenos serán martirizados, el Santo Padre tendrá que sufrir mucho, varias naciones serán aniquiladas”.  

Entonces, la razón por la que Nuestra Señora pidió la consagración de Rusia por el Papa y los obispos de la Iglesia Católica era evitar la Segunda Guerra Mundial.
.
Y prevenir que la Rusia comunista propagara su ideología atea en todo el mundo
, promoviendo guerras.
.
Y las persecuciones a la Iglesia, el martirio de los buenos, el sufrimiento del Santo Padre y la aniquilación de varias naciones.

¿Y a quién Nuestra Señora hizo esta solicitud?

El 13 de junio de 1929, la Virgen se apareció a la Hermana Lucía, en la capilla de su convento y le dijo:

“Ha llegado el momento en que Dios pide al Santo Padre, en unión con todos los obispos del mundo, hacer la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón, prometiendo salvarla por este medio”.

putin besando icono


¿QUÉ HUBIERA SUCEDIDO SI PIO IX HUBIERA CUMPLIDO?

La solicitud no se hizo a San Juan Pablo II, o a algún Papa al azar en algún momento en el futuro. No, se hizo la petición al Papa Pío XI.  

Si el Papa Pío XI hubiera hecho la consagración de Rusia en unión con todos los obispos de la Iglesia,las siguientes cosas habrían sucedido:







Rusia se habría sido convertida antes de amasar tanto poder para difundir los errores del comunismo ateo en todo el mundo.
.
No habría habido la Segunda Guerra Mundial, a través del cual Rusia capturó la mitad de Europa, ganando los medios económicos para infectar el mundo con el comunismo ateo.
.
No habría habido ni Unión Soviética, ni China Roja, ni la Corea del Norte comunista, ni Vietnam comunista, ni la Cuba comunista, y no hubiera habido mártires cristianos en esos países.
.
No hubiera habido levantamientos y revoluciones en todo el mundo apoyados por los comunistas rusos, especialmente en África, Sudamérica y Asia.
.
Los países cristianos no habrían sido moralmente y espiritualmente socavados por la propaganda soviética.
.
Habría habido paz en todo el mundo durante la segunda mitad del siglo XX.
.
Occidente habría estado más unido y fuerte, moral y espiritualmente, para combatir la amenaza del terrorismo islámico, y actuar con mayor eficacia contra ella.

El Papa Pío XI no pudo hacer la consagración de Rusia a petición de Nuestra Señora; un gran sufrimiento para el mundo y para la Iglesia.

Sor Lucía dijo que Nuestro Señor le habló en una comunicación íntima, diciendo:

“No quisieron hacer caso a mi petición… se arrepentirán y haberlo hecho, pero será tarde. 

Rusia ya habrá esparcido sus errores por el mundo, provocando guerras y la persecución de la Iglesia; el Santo Padre tendrá mucho que sufrir”.

La consagración se hizo, con el tiempo, más ampliada y no sólo a Rusia, pero fue demasiado tarde para evitar los males predichos por Nuestra Señora si la consagración no se hacía en tiempo y forma.

J.P.ll-VISITA-A-fÁTIMA-1982-REZANDO1

 

¿CUÁL FUE LA POSICIÓN DE JUAN PABLO II LUEGO DEL ATENTADO CONTRA SU VIDA?

Cuando San Juan Pablo II se recuperaba en el hospital, después del intento de asesinato contra su vida, hizo un cuidadoso estudio del Mensaje de Fátima.

Era obvio que la consagración de Rusia que se solicitó al Papa Pío XI no se había hecho, y los males y sufrimientos predichos por Nuestra Señora y Nuestro Señor habían pasado. 

Había pasado la Segunda Guerra Mundial, Rusia había crecido y ampliado su poder, convirtiéndose en la atea Unión Soviética.

La propaganda rusa había infectado a todo el mundo – incluso los países católicos – con un espíritu de rebelión contra las leyes de Dios y de la fe cristiana, con la promoción del ateísmo y la inmoralidad.

Al darse cuenta que el daño del que nos advirtieron se había hecho, San Juan Pablo II vio que no podía ser prevenido. 

La pregunta a la que se enfrentó al Papa fue,
.
¿qué nos enseña el Mensaje de Fátima que ahora pudiera ser efectivo para contrarrestar y reparar el daño
espiritual y moral causado al mundo y a la Iglesia después de la Segunda Guerra Mundial?

Evidentemente, el Santo Padre decidió, con la gracia y la autoridad espiritual del papado, que debido a que la consagración no se había hecho en tiempo, lo que ahora se necesitaba era una consagración de todo el mundo.

Nuestra Señora no dijo que todo el mundo debía ser convertido por la consagración de Rusia, sino que sólo Rusia se debía convertir antes de que se infectara todo el mundo con el ateísmo, la inmoralidad y el espíritu de rebelión contra el orden civil establecido. 

El Papa aparentemente juzgó, razonablemente, que en 1984 la conversión de Rusia podía sólo prevenir una infección mayor del mundo por los errores de Rusia, pero no iba a reparar el daño ya hecho. 

Y el daño ya hecho era ¡extremadamente grave! 

El juicio del Santo Padre fue que todo el mundo necesitaba ahora la poderosa ayuda de Nuestra Señora para contrarrestar los errores de Rusia.
.
Los que ya estaban establecidos
y activos en el mundo, influyendo en los gobiernos del mundo para aprobar el aborto y todo tipo de comportamiento inmoral.

Así, San Juan Pablo II pidió a todos los obispos católicos de la Iglesia unirse a él en la consagración de todo el mundo al Inmaculado Corazón de María, con oraciones especiales para países como Rusia, que sobre todo necesitaban su intercesión.

Sor Lucía dijo que la consagración de 1984 fue aceptada por Dios; la Unión Soviética se derrumbó y Rusia regresó oficialmente a la fe cristiana.

Hoy en día se realizan oraciones diarias y se enseñanza la fe cristiana en las escuelas públicas rusas.

En un acto público transmitido en toda Rusia, el presidente Vladimir Putin y su personal político besaron el Icono de Nuestra Señora de Kazan, la imagen sagrada de la Virgen como Reina de Rusia.

Esto no quiere decir que Putin sea un santo, o que Rusia es ahora es un gran aliado de las libertades y la moralidad.

Pero el hecho es que hoy en día Rusia es oficialmente “cristiana” y que ya no hay una Unión Soviética empeñada en esclavizar a otras naciones bajo regímenes ateos.

Sin embargo los errores introducidos por Rusia siguen influyendo en la corrupción de las culturas antiguamente cristianas del mundo.

Pero al menos ya no tenemos el poder y la influencia de la Unión Soviética promoviendo el ateísmo internacional por la ideología y por la conquista.

Ahora es hora que los católicos en todos los países aprendan a vivir y difundir el Mensaje de Fátima, a fin de cumplir con la petición principal de Nuestra Señora de oración y penitencia.
.
A fin de llevar a cabo la conversión de los pecadores, y por este medio obtener la bendición de paz.

Ya no es relevante aparentemente lo que la Virgen le pidió hacer al Papa. Él hizo todo lo que pudo.

No había magia en lo que pidió la Virgen en 1929.

La Consagración de Rusia a su Inmaculado Corazón tenía el sentido de poner un muro de contención para que Rusia no esparciera sus errores por el mundo.

La Unión Soviética los esparció en ese momento y hoy los están esparciendo más los países occidentales, que la propia Rusia, que se re cristianizó.

¿Que sentido tiene, salvo el mágico, pensar que el Triunfo del Corazón Inmaculado de María vendrá por medio de la Consagración de Rusia a su Inmaculado Corazón? 

Fuentes:

¿Te gustó este artículo? Entra tu email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis: