El lobby de los vientres de alquiler logró que el niño nacido adquiera la ciudadanía de EE.UU.

Las madres subrogadas de los EE.UU. dan la ciudadanía a los hijos que gestan por ley

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos ha abierto la puerta para que las madres sustitutas estadounidenses “vendan” la ciudadanía estadounidense a los padres de países extranjeros.

Así se genera una industria para obtener la ciudadanía instantánea. 

 

bebes asiaticos con bandera de eeuu

 

La industria de la FIV y de los vientres de alquiler des voraz en su lobby. Y ahora, tiene el sello de aprobación por parte del Gobierno de los Estados Unidos para vender Ciudadanía Americana.

ASÍ ES COMO FUNCIONA EL ESQUEMA

Imagine una pareja china que crea embriones mediante fecundación in vitro en Beijing.
Los embriones son enviados a los EE.UU. y se implantan en el útero de una mujer americana.
Ella da a luz y los bebés son llevados de regreso a China por los padres biológicos. 

¿En es caso el niño será un ciudadano de los Estados Unidos?

La Administración Obama ha reglamentado la promulgación diciendo que sí en el resumen del USCIS:

Bajo esta nueva política, una madre que cumple con esta definición, pero no tiene una relación genética con el niño (por ejemplo, ella quedó embarazada a través de una donante de óvulos) hará lo siguiente:

– Será capaz de presentar una petición para su hijo basándose en su relación

– Será elegible para que su hijo peticione para ella en función de su relación

– Será capaz de transmitir la ciudadanía estadounidense a su hijo, si es una ciudadana de los Estados Unidos y cumple con todos los demás requisitos de ciudadanía pertinentes.

Y esto es aún en virtud de los contratos de alquiler de vientres, en que la madre sustituta RENUNCIA LEGALMENTE A LA FAMILIA. 

Sin embargo, para efectos de la apertura de puertas de los Estados Unidos, los federales dicen que el bebé es ciudadano si la madre sustituta estaba legal en el nacimiento.

UN ESQUEMA DE VENTA DE CIUDADANÍA ESTADOUNIDENSE

La transmisión de la nacionalidad de la madre al niño fue hasta hace poco restringido a los padres genéticos, bajo la Ley de Inmigración y Nacionalidad.

Sin embargo, una nueva declaración de política de inmigración amplía la definición de “madre” y “padre” para incluir las madres gestacionales también.

Hasta ahora se necesitaba ser una madre de alquiler y padre legal en el momento del nacimiento de transmitir la ciudadanía.

 

vientres de alquiler

 

Como el comentarista de bioética Wesley Smith señala, esto podría conducir a esquemas de subrogación extranjeros mediante el cual las madres de alquiler americanos “venden” la ciudadanía estadounidense a las parejas:

“Una mujer que es ciudadana de los Estados Unidos puede ser contratada por una clínica médica reproductiva para quedar embarazada en el extranjero y para dar a luz en China, Arabia Saudí, o en cualquier otro lugar, y luego entregar efectivamente un pasaporte de Estados Unidos para el bebé”.

El cambio de política tiene por objeto corregir una laguna en el derecho de subrogación que ha dejado a algunos hijos de padres estadounidenses apátridas en otros países en el momento del nacimiento.

Pero parece que las enmiendas podrían inadvertidamente tener consecuencias negativas también. Smith continúa:

Los contratos establecerán que la renuncia a la paternidad se produce después del nacimiento, y voilá, la ciudadanía instantánea”.

UN CASO REAL

El residente Beijing y empresario en Shanghai, Tony Jiang y su esposa tienen tres hijos todos los nacidos en los Estados Unidos de una madre de alquiler estadounidense. Su imagen puede verse como portada de este post y la historia total leída aquí.

 

tony jiang y tres bebes nacidos de subrogacion

 

Su hija y los gemelos nacieron en California.

“La niña mayor tiene ahora tres años de edad”, dijo a la Voz de América.

“Los gemelos más jóvenes tienen ahora 13 meses.”

Los Jiangs son parte del negocio en auge de China de las familias que buscan mujeres estadounidenses para traer a sus hijos.

A pesar de que la subrogación es ilegal en China, las agencias están conectando a las parejas chinas con estadounidenses que llevarán a sus hijos por una tarifa.

Tony Jiang comenzó una agencia en Shanghai que consulta con las parejas chinas sobre sus opciones de fertilidad. Dijo que la mayoría de la gente, al igual que él y su esposa, busca madres de alquiler en el extranjero a causa de problemas de fertilidad.

Eligen los Estados Unidos debido a su sistema de atención de salud superior y optan por un embarazo gestacional.

“Cada vez más pacientes se pide información sobre los servicios en las clínicas”, dijo.

Los procedimientos de subrogación pueden costar más de U$S 120.000. Eso es un precio muy alto. Pero las parejas chinas están cada vez más dispuestas a pagar por la oportunidad de tener un hijo nacido en Estados Unidos, y los beneficios que ahora le traerá la ciudadanía norteamericana automática al niño y luego a sus padres también.

Fuentes: Bioedge, Voice of America, Signos de estos Tiempos

 

Haga click para ver las otras noticias
¿Le gusto este artículo? Entre su email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis: