El signo que apareció en el cielo el 23 de septiembre de 2017 fue contundente. Ver acá nuestro informe.

Especialmente porque fue precedido de un enjambre de otras señales.

Por ejemplo, le precedió del Jubileo de la Misericordia.

Y sucedió en el año en que celebramos el 100º aniversario de las apariciones de Fátima.

Pero hay muchos más.

En este artículo analizamos las consecuencias de ese signo en el cielo.
.
Y mostraremos que en la misma ventana de tiempo hemos estado expuestos a una serie de cataclismos.

¿Coincidencia o consecuencia del signo en el cielo?

¿El signo en el cielo fue una señal que estamos acercándonos a una purificación?

Tal vez sí, pero es difícil poder estar seguro.

Mientras tanto mira en este artículo los otros acontecimientos con que está asociado el signo de 23 de septiembre; que ocurrió alrededor de esa fecha.

 

EL SIGNO QUE APARECIÓ EN EL CIELO EL 23 DE SEPTIEMBRE

Lo que apareció en el cielo el 23 de septiembre es un fuerte mensaje cristiano y bíblico.

Y sobre todo porque no fue de improviso. Lo que apareció tuvo una gestación de 9 meses, tal cual un bebe en el vientre de su madre.

Es el momento triunfal de la Revelación.

¿Se han iniciado los movimientos del toque de la séptima trompeta?

El toque de la séptima trompeta del Apocalipsis es el anuncio del reinado de Nuestro Señor Jesucristo:

“Tocó el séptimo Angel… Entonces sonaron en el cielo fuertes voces que decían: «Ha llegado el reinado sobre el mundo de nuestro Señor y de su Cristo; y reinará por los siglos de los siglos.» (Ap. 11:15)

¿Y qué pasó en el Cielo luego del aviso?

“Y se abrió el Santuario de Dios en el cielo, y apareció el arca de su alianza en el Santuario, y se produjeron relámpagos, y fragor, y truenos, y temblor de tierra y fuerte granizada.” (Ap. 11:19)

El Arca de la Alianza tan esperada está a punto de aparecer.

Había sido escondida por Jeremías en (2 Macabeos 2: 4-8) hasta que, de acuerdo con el profeta, “Dios reúna a su pueblo de nuevo y muestra su misericordia.”

En el versículo inmediatamente posterior a la aparición del arca de la alianza aparece la mujer vestida de sol a punto de dar a luz.

“Una gran señal apareció en el cielo: una Mujer, vestida del sol, con la luna bajo sus pies, y una corona de doce estrellas sobre su cabeza.

Está encinta, y grita con los dolores del parto y con el tormento de dar a luz”. (Ap. 12:1)

Esta es una descripción del nacimiento de Cristo, el parto del niño Jesús por su madre, la Virgen María.

Nota estos cinco elementos básicos: la mujer / Virgen, el Sol, la Luna, las doce estrellas, y el niño.

Son todos los que aparecen unidos en los cielos el 23 de septiembre.

Ver para en detalle ¡Impresionante! el 23 de septiembre 2017 aparecerá en el Cielo la Mujer Vestida de Sol.

La historia de Jesús y de su madre, como se profetizó originalmente desde el principio del tiempo en Génesis 3:15, impactó a toda la humanidad.

Y esa historia de Jesús y su madre está escrita en todas las culturas porque está escrito en las estrellas, como lo vemos en el artículo señalado anteriormente.

Este 23 de septiembre fue también la Fiesta del Padre Pío, uno de los santos que más gracias ha recibido y que ha escrito cosas como estas:

Cosas terribles vendrán. Ya no puedo interceder por los hombres. La piedad divina está a punto de terminar. El hombre había sido creado para amar la vida, y terminó destruyendo la vida

La tierra temblará y el pánico será grande… La Tierra está enferma. El terremoto será como una serpiente: lo sentirán arrastrarse por todos lados. Y muchas piedras caerán. Y muchos hombres perecerán.

Un meteorito caerá sobre la tierra y todo brillará. Será un desastre, mucho peor que una guerra. Muchas cosas serán canceladas. Y este será uno de los signos…

Los hombres vivirán una experiencia trágica. Muchos serán abrumados por el río, muchos serán quemados por el fuego, muchos serán enterrados por los venenos… Pero me mantendré cerca de los puros de corazón.

Para redondearlo, el 22 de septiembre, el día anterior, coincide con Rosh Hashaná, la fiesta judía de las trompetas.

Por lo tanto la aparición de la Mujer de Apocalipsis 12 sigue el sonido de la séptima trompeta y al juicio de las naciones en Apocalipsis 11.

Pero hay más eventos previos.

Cometa C 2017 E1 Borisov en Tauro el 23 de septiembre de 2017

 

UN SIGNO AL FINAL DEL AÑO DE LA MISERICORDIA

Francisco declaró el Año Jubilar de la Misericordia desde el 8 de diciembre de 2015, la fiesta de la Inmaculada Concepción, al 20 de noviembre, 2016, la fiesta de Cristo Rey.

El final del Año de la Misericordia coincidió con la Cometa de la Concepción y la entrada de Júpiter en el vientre de Virgo, en el plano estelar.

El movimiento retrógrado aparente del planeta Júpiter dentro del vientre de Virgo fue precedido por el cometa C / 2017 E1 (Comet Borisov) que está siendo llamado el Cometa de la Concepción.

Esta es la única vez que este cometa viajará a través de nuestro sistema solar, ya que no es un cometa solar.

El Cometa de la Concepción viajó desde los lomos de la constelación de Leo (recuerda la denominación de Nuestro Señor como el León de Judá) a la matriz de Virgo.

Inmediatamente después Júpiter entró en el vientre de Virgo.

Esto representa la concepción de Jesús en el vientre de María.

El ‘embarazo’ de Virgo está coincidiendo con el 100º aniversario de la aparición de la Virgen de Fátima.

El nacimiento fue tan sólo unas semanas antes del 100º aniversario del Milagro del Sol, el 13 octubre, de Fátima, Portugal.

Craig White también señala que esta misma configuración de las estrellas y planetas también se cree que se han producido en 3 aC el 11 de septiembre.

Y algunos investigadores creen que esto apunta al nacimiento de Cristo en ese día.

Entonces, ¿qué va a pasar?

Cómo aparece en la Biblia, en la misma ventana de tiempo del alumbramiento de la mujer vestida de sol se sucedieron eventos en la naturaleza.

Ahora también. El 23 de septiembre de 2017 estuvo rodeado de eventos en la naturaleza, antes y después.

Eclipse de Sol en EE.UU.

 

QUE HA PASADO EN ESTE VENTANA DE TIEMPO

Algunos toman como referencia inicial el eclipse de sol en EE.UU. el 21 de agosto.

¿Por qué eso? Porque los males de este mundo se irradiaron desde la Unión Soviética a EE.UU., y este país, el más poderoso del mundo, se está encargando de esparcirlos por todo el orbe.

En la ventana de tiempo extremadamente corta desde el eclipse en EE.UU., se han desarrollado una serie de fenómenos en lugares asociados con temas claramente católicos, ya sea en sitios de aparición o en lugares con nombres de singular relevancia católica.

Esto se hizo en conjunción con un aumento repentino y masivo de las tensiones entre Corea del Norte y los Estados Unidos.







Apenas nueve minutos después de que el eclipse terminó en suelo americano, un terremoto de magnitud 4.2 ocurrió en Ischia, en la costa de Nápoles, en Italia, donde la sangre de San Genaro se encuentra en la catedral local.

Y hace un año su sangre no se había licuado, por lo que los napolitanos temblaban porque la tradición es que luego se producen eventos negativos.

Cuatro días después del eclipse, la costa de Texas fue golpeada por el huracán Harvey, que llegó a tierra en Corpus Christi como una tormenta de categoría cuatro, causando una destrucción generalizada.

Luego vino la prueba de la bomba de hidrógeno de Corea del Norte el 4 de septiembre, y las pruebas del misil sobrevolando Japón.

El 2 de septiembre, un enjambre de terremoto comenzó en Idaho centrados en Soda Springs, justo al sur de la caldera del supervolcán de Yellowstone.

El 10 de septiembre llegó el huracán Irma a la costa de Florida como una tormenta de Categoría 4, dejando atrás un rastro de destrucción en varias islas del Caribe.

Una poderosa tormenta geomagnética tuvo lugar el 6 de septiembre de 2017, dando lugar a una aparición generalizada de la aurora boreal.

Decenas de incendios forestales también estallaron estallando en varios estados de EE.UU. al punto que el sitio oficial de la NASA dijo el 28 de agosto:

Estados Unidos está en medio de una lamentable catástrofe natural. En Texas, las secuelas del huracán Harvey están causando inundaciones generalizadas, y en el oeste de Estados Unidos exactamente lo contrario – condiciones secas y calor extremo – están causando incendios forestales generalizados”.

Justo antes de la medianoche del 7 de septiembre de 2017, un tremendo terremoto de magnitud 8,2 azotó a México en Oaxaca, al sur de la ciudad de México.

La capital misma sintió este temblor, y hubo varios avistamientos de luces de terremoto alrededor de la ciudad misma.

Ciudad de México es el hogar de la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, que fue construida sobre el sitio de las famosas apariciones en el cerro Tepeyac.

Hay que considerar que hace cinco siglos, allí se realizaban rituales crueles de sacrificios humanos en una escala nunca abordada, ni remotamente, por otros pueblos.

Esta institucionalización de la Cultura de la Muerte no se volvería a manifestar en América hasta la legalización del aborto en EE.UU. en 1973.

En la fiesta de la Natividad de la Santísima Virgen el 8 de septiembre de 2017, pocas horas después del terremoto en México, un terremoto de magnitud 5,2 golpeó la prefectura de Akita en Japón.

Este lugar es el sitio de otra aparición mariana que había sido aprobada por la Iglesia Católica.

Es significativo en el hecho de que la aparición de Akita ocurrió en el momento en que EE.UU. estaba en medio de la legalización del aborto por la corte, en 1973.

Nuestra Señora emitió en Akita una de las más duras advertencias contra la humanidad, en el momento que el occidente cristiano comenzó a adoptar leyes que garantizaban la matanza de millones de inocentes niños no nacidos.

Si los hombres no se arrepienten y mejoran, el Padre infligirá un castigo terrible a toda la humanidad.

Será un castigo mayor que el diluvio, tal como nunca hayamos visto antes.

El fuego caerá del cielo y exterminará a una gran parte de la humanidad… tanto a los buenos como a los malos, sin prescindir ni de los sacerdotes ni de los fieles.

Los supervivientes se encontrarán tan desolados que envidiarán a los muertos.

Los únicos medios que quedarán para ti serán el Rosario y el Signo que dejó Mi Hijo.” (Nuestra Señora de Akita a Sor Agnes Sasagawa)

Un segundo terremoto golpeó a México el 19 de septiembre de 2017, esta vez mucho más cerca de la casa de Nuestra Señora de Guadalupe en la Ciudad de México, casi como un camino de peregrinación que se traza a lo largo de la línea de una falla sísmica.

Esto ocurrió en la fiesta de Nuestra Señora de La Salette, que ha dado también a los videntes mensajes apocalípticos de lo que pasaría en estos años a la humanidad.

Entre las 33 profecía de La Salette encontramos estas

“3. Dios va a golpear de una manera sin ejemplo.

4. ¡Desdichados los habitantes de la tierra! Dios va a agotar su cólera, y nadie podrá sustraerse a tantos males reunidos.

24. La naturaleza reclama venganza para los hombres, y, esperando lo que debe ocurrir a la tierra manchada de crímenes, se estremece de pavor.

25. Tiembla, tierra, temblad vosotros, los que hacéis profesión de servir a Jesucristo y que por dentro os adoráis a vosotros mismos.

Pues Dios va a entregaros a su enemigo, puesto que los lugares santos se hallan en la corrupción.

Muchos conventos no son más las casas de Dios sino pasturas de Asmodeo y los suyos.

27. Las estaciones se alterarán, la tierra sólo producirá malos frutos, los astros perderán sus movimientos regulares, la luna sólo reflejará una débil luz rojiza.

El agua y el fuego darán al orbe de la tierra movimientos convulsivos y horribles terremotos que engullirán montañas, ciudades, etc.

28. Roma perderá la fe y se convertirá en la sede del anticristo.

El mismo día de este segundo terremoto cerca de la Ciudad de México, un huracán llamado María fue golpeando las islas de Guadalupe, las Islas Vírgenes (en un lugar llamado St. Croix o “Santa Cruz”), las islas de Santa Lucía y Dominica (Santo Domingo instituyó el Santo Rosario).

El huracán María se dirigió entonces a Puerto Rico y amenazó amenazadoramente a su capital San Juan.

Mientras que otro huracán llamado José (José) todavía estaba girando en el Atlántico al momento en que se escribe esta nota.

En momentos en que el líder norcoreano Kim Jong-un ha amenazado con responder a las amenazas del presidente Donald Trump de destruir a su país lanzando un misil nuclear al Océano Pacífico como un “disparo de advertencia” que, si se lleva a cabo, podría potencialmente formalizar en un conflicto nuclear a gran escala.

 

UN CAMBIO QUE SE VIENE GESTANDO

Probablemente estos eventos tan notorios que estamos viendo son la cara visible de un proceso más de fondo que está sucediendo en la tierra.

Recientemente ha circulado un video donde hablan los ancianos Inuit

Dicen que la Tierra ha cambiado y se lo han advertido a la Nasa.

Ellos dicen que la tierra ha cambiado o “oscilado” y que “su cielo ha cambiado”.

Mira este video:







Los Inuits son un pueblo que vive en las regiones árticas de Canadá, Estados Unidos y Groenlandia.

Son excelentes pronosticadores meteorológicos como lo fueron sus antepasados.

Es una cuestión de supervivencia para esta cultura.

En la actualidad están advirtiendo a la NASA que la causa del cambio en el clima y los terremotos no se deben al calentamiento global como piensa el mundo.

Los ancianos declaran que el sol se eleva en una posición diferente ahora, no donde solía hacerlo antes.

También tienen una mayor luz del día para cazar ahora, el sol está mucho más alto que antes, y se calienta mucho más rápido.

Otros ancianos de todo el norte también confirmaron lo mismo sobre el cambio de cielo cuando se entrevistaron.

 

¿ES EL FIN DEL MUNDO?

Paralelamente, un exorcista italiano ha revelado que los fuertes terremotos, inundaciones masivas y fuertes huracanes son una indicación de que el fin del mundo está cerca.

Don Antonio Mattatelli, conocido exorcista italiano, ha emitido recientemente una declaración en referencia a una serie de calamidades naturales mortales en Italia, diciendo que todos los desastres naturales son señales de que el fin del mundo es inminente.

“No será el fin del mundo en general, sino de este mundo.

Los fenómenos naturales tan repentinos y poderosos demuestran que no hay confianza en el futuro y que hemos llegado al final de la modernidad, dijo Mattatelli.

Todo esto nos trae las visiones del tercer secreto de Fátima:

“…hemos visto al lado izquierdo de Nuestra Señora un poco más en lo alto a un Ángel con una espada de fuego en la mano izquierda.

Centelleando emitía llamas que parecía iban a incendiar el mundo.

Pero se apagaban al contacto con el esplendor que Nuestra Señora irradiaba con su mano derecha dirigida hacia él.

El Ángel señalando la tierra con su mano derecha, dijo con fuerte voz: ¡Penitencia, Penitencia, Penitencia!

 

LA INTERPRETACIÓN DE LAS PROFECÍAS DE BENEDICTO XVI

El mundo está ahora de pie en un precipicio, amenazado con el fuego que emerge de la espada llameante sostenida por el ángel del Tercer Secreto de Fátima.

Ahora sólo podemos ser salvados por la intercesión de la Santísima Virgen María.

El hecho que el ángel con la espada flameante haya llamado tres veces para el arrepentimiento de la humanidad en medio de estas pruebas parece simbolizar tres períodos separados en los cuales el mundo fue salvado de la destrucción nuclear para permitir un período de conversión y penitencia.

Ya sabemos que el mundo fue salvado al borde de la auto-aniquilación nuclear durante la Crisis de los Misiles Cubanos en 1962.

La misma vidente de Fátima, Sor Lucía, dijo que el mundo se salvó de una guerra nuclear que habría estallado en 1985, debido a la consagración del mundo al Inmaculado Corazón de María en 1984 (llevando a la caída de la Unión Soviética).

El Cardenal Ratzinger en su comentario teológico sobre el Mensaje de Fátima interpretó esta parte del secreto de la forma que sigue:

“El ángel con la espada flameante a la izquierda de la Madre de Dios recuerda imágenes similares en el Libro de Apocalipsis.

Esto representa la amenaza de juicio que se cierne sobre el mundo.

Hoy la perspectiva de que el mundo se reduzca a cenizas por un mar de fuego ya no parece pura fantasía: el hombre mismo, con sus invenciones, ha forjado la espada flameante.

La visión entonces muestra el poder que se opone a la fuerza de la destrucción – el esplendor de la Madre de Dios –, derivando de esto de cierta manera, la convocatoria a la penitencia”.

Ahora debemos orar fervientemente para que la Madre de Dios interceda por nosotros en un último acto de salvación para mantener la mano del ángel con la espada flameante.

A fin de permitir un período de conversión y penitencia antes de someternos al juicio del Anticristo.

En los planes de la Divina Providencia, cuando Dios va a castigar al mundo, Él siempre agota por primera vez todos los demás remedios.

Cuando ve que el mundo no presta atención alguna, entonces, como decimos en nuestra manera imperfecta de hablar, Él nos presenta el último medio de salvación, Su Madre Bendita.

Debemos oír su voz.

¿Estaremos cerca del Aviso como ha informado la vidente Luz de María?

Fuentes:

¿Te gustó este artículo? Entra tu email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis: