Las pruebas de las sanaciones realizadas por San Charbel cuando se lo invocó.

La historia está llena de testimonios de apariciones de santos y de las sanaciones que logran en las personas a través de sus intercesiones.

Sin embargo, son pocas las veces en que hay pruebas físicas de cómo operó el santo para la curación.

Simplemente la persona queda curada instantáneamente y los médicos declaran que la ciencia no puede explicar el prodigio. 

Pero aquí hablaremos sobre una sanación que realizó San Charbel a una mujer, a través de una cirugía en el cuello, para sanarla de una hemiplejía, y que le dejó las marcas de la operación.

Y fue tan extraordinaria esta intervención, que los maronitas celebran el 22 de enero este milagro de San Charbel, el principal santo maronita.

Los maronitas son una de las mayores comunidades cristianas de Oriente, son unos 800 mil y la mayoría viven en Líbano.

Son los seguidores del ermitaño libanés, San Marón, que murió hacia el año 423 en la región de la actual Homs, en Siria.

Estos cristianos huyeron de los musulmanes a las montañas del Líbano. 

Y la Iglesia maronita siempre ha permanecido unida a Roma.

?

Su santo más célebre es San Charbel que vivió en la segunda mitad del siglo XIX.

Pasó 23 años de su vida como laico, otros 23 como monje y luego como sacerdote, y los últimos 23 años de su vida como ermitaño. 

Vivió en la pobreza, el silencio, la obediencia, el ayuno, las mortificaciones y la abstinencia. 

Su gran particularidad es la realización de milagros, especialmente en personas enfermas, discapacitadas y moribundas.

Su segunda particularidad es que los milagros se multiplicaron luego de su muerte.

Y la tercera es que muchas imágenes de él exudan óleo por todo el mundo.

El monasterio donde vivió San Charbel en Annaya, Líbano, está repleto de objetos que cuentan los milagros del santo, y recibe 4 millones de visitantes al año, incluso de otras religiones, especialmente musulmanes.

El Padre Charbel tenía 70 años cuando sufrió un ataque cerebral mientras celebraba misa.

Su cuerpo fue enterrado en el suelo sin ataúd, vestido con el hábito completo de la orden y sin embalsamar, según la costumbre de los monjes.

Y la profecía de que el mundo escucharía más de Charbel luego de su muerte pronto se cumplió, su tumba fue inmediatamente rodeada por un «brillo extraordinario» durante las siguientes 45 noches.

La tumba fue abierta cuatro meses después de su muerte y encontraron su cuerpo incorrupto.

Durante 67 años el cuerpo permaneció intacto y desprendía un líquido que se describe como una mezcla de agua y sangre.

Y pronto comenzó la costumbre de empapar piezas de tela con este líquido y distribuirlas como reliquias, y se han acreditado curas impresionantes.

Finalmente el cuerpo de Charbel siguió su curso natural. Cuando la tumba fue abierta en el momento de su beatificación en 1965, se encontró desintegrado, a excepción del esqueleto, que era de color rojo intenso.

En los registros del Monasterio de San Marón en Annaya, han sido validados más de 33,000 milagros de sanación por intercesión de San Charbel. 

Hay quienes se curaron con la oración, otros con el óleo bendito o el incienso, o con el cinturón o el manto del santo, o participando en la Divina Liturgia en la tumba del Santo o en la ermita, o rezando la novena a San Charbel. 

El milagro moderno más famoso por su intercesión sucedió en 1993 y a partir de ahí miles se reúnen en todo el mundo el 22 de enero para celebrarlo. 

Nohad El Shami, una mujer de 55 años, madre de 12 hijos, fue sanada de una hemiplejía del lado izquierdo, que le había venido el 9 de enero de 1993 y le afectaba la pierna, el brazo y la boca. 

Los médicos concluyeron que no había ninguna medicina o tratamiento que la pudiera curar. 

Sin embargo todavía había una pequeña posibilidad de realizar una cirugía en una fecha posterior, para reemplazar las arterias obstruidas con nuevas arterias de plástico. 

El hijo mayor de Nohad, Saad, se dirigió a la ermita de San Pedro y San Pablo de Annaya, en el Monte Líbano, inmediatamente que le vino la hemiplejia, para pedir ayuda a San Charbel.

Saad rezó mucho a San Charbel por la curación de su madre, y trajo aceite y tierra consagrados de la tumba de San Charbel.

Mientras la hija de Nohad aplicó el aceite y la tierra consagrados sobre el cuerpo de Nohad e inmediatamente Nohad sintió hormigueos en la mano y los pies.

La noche del 21 al 22 de enero de 1993 Nouhad estaba dormida, no podía caminar sola y la podían alimentar sólo con una pajita. 

Y esa noche, Nohad vio en un sueño a dos monjes maronitas de pie junto a su cama. 

Uno de los monjes le dijo, “No tengas miedo, soy el Padre Charbel, he venido a operarte”.

Le puso las manos en el cuello y empezó a operarla, mientras que el otro monje, que se reveló como San Marón, le aliviaba del dolor, sujetando una almohada a su espalda.

Y cuando Nohad se despertó del sueño, descubrió dos largas heridas quirúrgicas a cada lado del cuello, de las cuales hay fotos y constituyen un documento invalorable.

También notó que podía mover los brazos y caminar con normalidad. 

Nohad estaba completamente curada de la hemiplejía.

Y la noche siguiente, Nohad vio nuevamente a San Charbel en su sueño y éste le dijo, «hice la cirugía para que la gente viera y volviera a la fe. 

Te pido que visites mi ermita de Annaya el día 22 de cada mes y que asistas a misa con regularidad durante el resto de tu vida». 

Otro gran milagro contemporáneo por intercesión de San Charbel sucedió en el 2016.

Dafne Gutiérrez, una madre de tres niños pequeños, de 30 años, residente en Phoenix, Arizona, tenía hipertensión intracraneal desde niña.

En el 2012 Dafne perdió la vista del ojo izquierdo y en 2015 la del ojo derecho, se sumergió en la oscuridad total y fue declarada legalmente ciega.

Ella podía mirar directamente al sol y no veía ninguna luz en absoluto.

Además estaba aquejada de dolores de cabeza, convulsiones, tinnitus, vómitos y mareos.

En enero de 2016, Dafne había oído en un informe de televisión que las reliquias de primera clase de San Charbel Makhlouf estaban en peregrinación por EE.UU.

Y que iban a estar en una iglesia católica maronita cercana, durante el fin de semana del 16 al 17 de enero.

Dafne fue con su marido y su cuñada, y le dijo a San Charbel cuando entró, “No sé quién eres, pero por favor ayúdame”.

Después de la misa y la veneración de las reliquias de San Charbel, el Padre Wissam Akiki confesó a Dafne, le hizo imposición de manos, la bendijo con aceite santo, ella tocó la reliquia de primera clase de San Charbel, y oró para ser curada.

Y lo curioso es que mientras el sacerdote le imponía las manos sintió a otra persona al lado suyo, pero en realidad no se veía a nadie.

Y al día siguiente, a las 4:00 de la mañana, de repente se despertó con los ojos ardiendo y dolor de cabeza, como sucede después de una operación.

Sus ojos se sentían calientes, vibrando y moviéndose.

Y notó un fuerte olor, como a “carne quemada”.

Entonces se dio cuenta que podía ver a su marido muy vagamente, como una sombra, en el resplandor de la noche.

Se limpió los ojos, los abrió de nuevo para experimentar si realmente podía ver, y pudo hacerlo.

Exactamente tres días desde su visita de fin de semana para venerar las reliquias, recuperó la vista por completo, en una visión de 20/20.

Varios médicos luego declararon que no hay respuesta científica a lo que sucedió. 

?

Hay miles de sanaciones milagrosas reportadas por intercesión de San Charbel.

El milagro para su beatificación sucedió a Sor Marie-Abel Kamari de la Congregación del Sagrado Corazón de Bikfaya, afectada por una gravísima forma de úlcera pilórica que le impedía alimentarse. 

Fue operada 2 veces sin resultado positivo y su estado se agravó con dolor constante de huesos, parálisis de la mano derecha, etc.

Fue llevada al sepulcro del San Charbel, tocó la tumba y sintió una corriente de aire en su espalda. 

Y mientras rezaba al lado de la tumba vio el nombre de San Charbel escrito en la losa y coronado de gotas de sudor brillantes. 

Las secó con su velo y las aplicó en el área de dolor. 

Y de pronto, se levantó y caminó dando gritos de alegría porque estaba sanada.

Mientras que el milagro para la canonización fue la prodigiosa curación de Myriam Aouad, de Mammana, afectada de un incurable cáncer de garganta, que quedó sanado en 1967.

?

Pero también han sucedido otros prodigios.

En 1992 Samira Hannoch, de 15 años, informó haber tenido una visión de Charbel en su casa cerca de Estocolmo. 

Y desde entonces, ha estado brotando óleo de un retrato de San Charbel y se ha asociado con una serie de curaciones.

También se ha reportado que una estatua de San Charbel ha exudado óleo en una iglesia católica maronita en Las Vegas, Nevada.

Y Raymond Nader, un ingeniero electromecánico libanés, ha registrado desde 1994 las huellas de cinco dedos, literalmente grabados a fuego en su brazo, a partir de la visita a la ermita de San Charbel en Annaya. 

Ya se han renovado seis veces y ha recibido una serie de mensajes del propio santo.

Bueno hasta aquí lo que queríamos contar sobre los milagros de sanación de San Charbel, que se celebran el 22 de enero, porque ese día hay pruebas físicas de que San Charbel se apareció a una mujer y le hizo una cirugía para sanarla. Y me gustaría preguntarte si has conocido otros milagros de este santo maronita o no.

MIRA ESTOS VIDEOS

LEE ESTOS ARTÍCULOS

El Impresionante Poder Sanador de San Charbel https://forosdelavirgen.org/dafne-charbel/

Cómo llega la Iglesia a Dictaminar que una Curación es Milagrosa https://forosdelavirgen.org/detalles-de-como-procede-la-iglesia-a-establecer-un-juicio-de-curacion-milagrosa-14-02-19/

Las más asombrosa Curación por un Milagro del Sol https://forosdelavirgen.org/curacion-milagro-del-sol/

Las dos Curaciones Milagrosas de la Madre Angélica a través de dos Místicas https://forosdelavirgen.org/curacion-angelica/

One Comment

  • noche estrellada dice:

    Yo ya lo redacte aqui, a mi me curo en Montevideo Uruguay, yo tenia cinco anios

    El aparecio en la localidad de Sayago, mi madre me llevo y me puso de su aceite en los oidos
    NUNCA MAS ME DOLIERON y tengo setenta y tres anios
    lo tengo junto a mi cama y en un pequenio Altarcito frente a mi en mi dormitorio
    siempre le rezo, por mi familia y en especial por mi nieto mayor Hayden que su adolescencia, lo tiene un poco
    confundido
    Salve San Charbel , escucha mis ruegos por favor
    saludos Layla Lain